Doctor Zhivago

domingo, enero 19th, 2014

«Doctor Zhivago»es una de las pelìculas màs significativas de la dècada de los 60 del siglo XX; producciòn britànica, aunque con el inestimable apoyo del capital y la distribuciòn estadounidense que le ha dado una cierta impronta hollywoodense al filme. Basada en la conocida obra del mismo tìtulo, surgida de la pluma del literato ruso Boris Pasternak, que si bien hizo los primeros esbozos de la novela en las dècadas de los 10 y de los 20, no remata su escritura hasta 1.955, aunque un año antes, en 1954  se habìan publicado una serie de poemas inscritos  en la misma, (recordemos que Pasternak era conocido sobre todo por poeta). Debido a que el autor no era muy apreciado por las autoridades de su paìs , aunque habìa sobrevivido a las purgas stalinistas de los 30 y temiendo la censura gubernativa de su obra, entrega un manuscrito de la misma, con el objetivo de una posible publicaciòn en el extrajero, al periodista italiano Sergio d’Angelo, corresponsal en Roma de Radio Moscù y miembro del Partido Comunista Italiano (PCI), en un momento en que èste ultimo estaba de visita en la URSS; D’Angelo de regreso a Italia, presenta la novela al editor milanès Giangiacomo Feltrinelli, tambièn miliante del PCI, que de momento se abstiene de publicar la obra, para no crearle demasiados problemas a Pasternak y esperar el visto-bueno por parte de la Nomenklatura soviètica. Estas esperanzas pronto son truncadas, por los ataques a la narraciòn  por parte del propio secretario del Comitè Central del Partido Comunista de la Uniòn Soviètica (PCUS) Nikita Jrushchov, por lo finalmente Feltrinelli imprime la novela traducida al italiano en 1.957, hecho que significa su expulsiòn como militante del PCI, en un intento de los comunistas transalpinos de congraciarse con sus homològos sovièticos. Pronto la obra es publicada en su versiòn rusa e inglesa, tenìendo un gran impacto internacional, hecho que influye notablemente a que Pasternak recibiera por parte de la Academia Sueca, el Premio Novel de Literatura del año 1.958, galardòn que no pudo recogerlo debido al veto por parte de Moscù; y muriendo Pasternak  dos años despues. No fue hasta 1.988, al calor de la «Perestroika» de Gorbachov, donde finalmente se pudo publicar la novela en la URSS y un año después en 1.989, cuando Yevgueni Pasternak, hijo de Boris Pasternak, aceptò oficialmente en Estocolmo, el Novel que su padre en vida fuera impedido a recogerlo años antes.

Casi al instante de la primera edición de Feltrinelli, el entonces muy conocido productor italiano Carlo Ponti, se hace con los derechos de la obra y comienza un largo y costoso proyecto de llevarla a la Gran Pantalla, pensado en su esposa, la famosa actriz Sofia Loren, de encarnar èsta misma el principal papel femenino. Debemos de esperar hasta a mediados de los 60 cuando Ponti consigue la participación de la industria cinematogràfica britànica, que ya empezaba a actuar como un apéndice de Hollywood y que el director nacido en el suburbio londinense de Croydon en 1.908, David Lean, que habìa materializado anteriormente la monumental «Lawrence de Arabia», se encargue de la realizaciòn y comparta con Ponti la producciòn ejecutiva. Los britànicos imponen un casting de intèrpretes casi exclusivamente de origen anglo-sajòn o que tengan el inglès como lengua materna, por lo que Loren es excluida del mismo, entrando en el reparto actores como Omar Sharif, Julie Christie, Alec Guinnes, Rod Steiger o Geraldine Chaplin. Del guiòn se encarga Robert Bolt, que tambièn se arrogara del de  «Lawrence de Arabia» y se encomienda la fotografìa a Freddie Young, colaborador habitual de Lean y la mùsica a Maurice Jarre, tambièn fautor asiduo del director de Croydon,

El rodaje se hace especialmente en España, en un momento en que el règimen franquista favorecìa la realizaciòn de grandes superproducciones en su territorio, siendo escenario la ciudad de Madrid.donde se reproduce el ambiente moscovita, junto con parajes de la provincias de Soria, Salamanca y Granada, a la que se añade algunas escenas filmadas en Finlandia y Canadà.

Estrenada en Estados Unidos el 22 de Diciembre de 1.965 y en Reino Unido el 26 de Abril de 1.966, participa en la secciòn oficial de Cannes de este ultimo año, consiguiendo el filme un notable èxito de pùblico en todo el mundo occidental, tanto es asì que en dìa de hoy es la octava pelìcula màs taquillera de la Historia en Norteàmerica, a ello hay que añadirle sus numerosas reposiciones en televisiòn y las variadas ediciones en video domèstico, hacìendo que estè presente en la memoria audio-visual de varias generaciones.

Logra un importante reconocimiento acadèmico, al conseguir un total de 5 Oscars en la edición en 1.966, en las categorìas de Mejor Guiòn Adaptado en Robert Bolt, Mejor Fotografìa en Freddy Young, Mejor Banda Sonora en Maurice Jarre, Mejor Vestuario en Phyllis Dalton y Mejor Direcciòn Artìstica en John Box, Terence Marsh y Dario Simoni. Hasta el momento fuera la producciòn britànica màs galardonada en la Academia de Cine estadounidense y no superada hasta la edicciòn en 1.983 con «Ghandi» de Richard Attenborough que obtendrìa un total de 8 Oscars.

El resultado creativo es asombroso, a pesar de ser una producciòn de encargo, David Lean la dota de un marcado caràcter personal, buscando, algo propio de toda su carrera, que es conjuntar la comercialidad y el entretenimiento con la profundidad intelectual y el genio inventivo y como en su anterior filme, «Lawrence de Arabia» se logra convinar el gran espectaculo con lo ìntimo; algunos han visto a Lean en «Doctor Zhivago» como un director colosal, capaz de gestionar con indudable maestría una pelìcula ya de por si muy densa; lo cierto es que nos encontramos con un realizador sumamente experimentado, que ya habìa llegado a la madurez de su carrera, logrando un cinta compleja y bella, con indudables ribetes artesanales en el buen sentido del tèrmino.

Con un guiòn astuto que se obstina en casar grandiosidad y èpica con momentos ìntimos, llenos de sentimentalismos, sìendo su artifice Rober Bolt que modera un material con importante carga ideològica, evitando que en ocasiones se convierta en un panfleto anti-bolchevique; Bolt, conocido por sus ideas izquierdistas y que fuera militante del Partido Comunista de Gran Bretaña (CPGB) hasta finales  de los 40, evita caer en maniqueìsmos en una obra que su original literario fuera trinchera en la lucha que tambièn en el plano cultural se disputaba en la «Guerra Fria»; Bolt lo hace en un momento en que la Izquierda occidental, comenzaba a revisionar la «Revoluciòn Rusa» y el stalinismo y en la mayorìa de las ocasiones la crìtica se dirige màs hacia un règimen que coarta la libertad individual que a un totalitarismo marxista, utilizando la poesia como metàfora de libertad e individualismo, como reivindicando los sentimientos personales ante cualquier poder polìtico. El cine ruso de los últimos años no ha ahorrado tener una visiòn màs truculenta y oscura del periodo revolucionario, la guerra civil y el periodo de poder de Stalin, ejemplo de ello lo tenemos en «El Chekista» de Aleksandr Rogozhinkin en 1.992, «Quemado por el sol» de Nikita Mikhalkov en 1.995 y «El Almirante» de Andrei Kravchuck en 2.008, aunque hay que decir que la Rusia de Yeltsin y Putin no ha abjurado de la època soviètica y en ocasiones se reclama este pasado, principalmente en su variante màs patriòtica y nacionalista.

«Doctor Zhivago» es un filme  poseedor y deudor de una indudable calidad en el diseño de producciòn, que con acertado realismo se consiguen cuadros muy vistosos, cuando aun no se conocìan los efectos informàticos en las imàgenes a lo que se suma una realizaciòn prodigiosa, con juegos de luces y càmara, con una fotografìa llena de encanto y duende, gracias a una hermosìsima eclosiòn del color.

La direcciòn de actores es apabullante, con actuaciones soberbias, convincentes y naturales; dotados todos ellos de un claro instinto interpretativo, destacando un Omar Sharif, que esquiva una innecesaria gran cantidad de carga dramàtica, que sin necesitar de mucho carisma indaga en la verdadera alma rusa, una Julie Christie sentida y emotiva y a la vez dura ,un Rod Steiger complejo y lleno de vericuetos y claro-oscuros, un Alec Guinnes correcto y profesional, un Tom Cortenay idealista y desalmado y una Geraldine Chaplin ingenua y natural.

El argumento es enrevesado y lleno a su vez de tramas y sub-tramas, con un principio a veces desconcertante y poco claro, comenzando en los primeros años del siglo XX en la Rusia zarista, cuando el niño Yuri Zhivago queda huerfano y es acogido por una familia amiga en Moscù, años después el joven Zhivago (Omar Sharif) entra en la facultad de medicina de la universidad moscovita, compartiendo estos estudios con la publicaciòn de versos, paralelamente una joven estudiante de secundaria llamada Lara (Julie Christie), vive con su madre, costurera de profesiòn y amante del rico abogado Kamarovsky (Rod Steiger), muy relacionado con los cìrculos del Poder, Lara es novia de Pasha (Tom Courtenay), un joven estudiante idealista. Kamarovsky convierte a la adolescente Lara en su amante y la madre de èsta al saberlo, intenta suicidarse; Zhivago como ayudante del doctor Kurt y a requirimientos del abogado se presentan en la casa de la madre de Lara y le hacen un lavado de estòmago. Despues Kamarovsky intenta violar a Lara y en venganza ella lo intenta asesinar en una fiesta de Navidad, la misma donde Zhivago anuncia su intenciòn de casarse con  Tonya (Geraldine Chaplin) la hija del matrimonio que lo acogiò de niño.

Poco después estalla la I Guerra Mundial y Yevgraf Zhivago (Alec Guinnes), hermanastro de Yuri, miembro del Partido Bolchevique se alista en el Ejèrcito por mandato de su formaciòn  para fomentar la subversiòn en las tropas. La Gran Guerra y la posterior revoluciòn soviètica va a significar un cambio brusco en la vida de todos estos personajes.

4 Responses to “Doctor Zhivago”

  1. Buena descripciòn de una trema enrevesada.

  2. El anti-comunismo no es lo principal de la pelìcula, hay elementos màs importantes desde mi punto de vista, como el romanticismo sin estridencias ni histrionismos muy propio de la alma rusa.

  3. E una pelicula en certo xeito anti-revolucionaria e reaccionaria, pero ten unha boa execuciòn.

  4. Me gusta esta peli.

Leave a Reply